Noam Chomsky, actualmente una de las mentes más lúcidas, expresa que los migrantes sudamericanos, están huyendo de la pobreza a niveles de hambruna y de la salvaje violencia, sobre todo en Honduras, donde el 41% de los niños padecen desnutrición, y la muerte está en todas partes, México va para allá sino hace lo necesario el nuevo régimen.

Estas condiciones de represión pobreza y violencia, han sido provocadas por  los EU, comenta Chomsky, el principal emisor de migrantes es Honduras donde su presidente Manuel Zelaya fue derrocado por un golpe de Estado, mismo que fue condenado por todas las naciones del hemisferio, menos por EU; país que desde la época de Ronald Reagan ha respaldo la represión a la población civil.

Es la misma política que aplicó George Bush en el 2002, quien sentó las bases para, esa sí, invasión a Irak, acusándolos de poseer armas de extinción masiva, armas que nunca encontraron, las horrendas consecuencias aún se viven.

A la intensificación de ataques y amenazas de Trump hacia los migrantes, su asesor en seguridad John Bolton considera a Cuba y Venezuela como la Troika de la Tiranía, preparando una represión a nivel de genocidio, la tendencia se fortalece con la llegada de Bolsonaro en Brasil, quien está motivando a la violencia, con tintes eminentemente fascistas. No dude usted, que los brasileños se sumen que a la caravana de migrantes, ante el infierno que les depara el régimen represor de Bolsonaro.

Los impactos para México son de una mayor demanda de empleos y alimentos, pero en la medida que pase el tiempo, se tendrá que diseñar un política económica de alta productividad y competitividad, donde las vertientes fundamentales sean el financiamiento y el desarrollo tecnológico aplicado a las estructuras productivas, generando empleos decentes con salarios dignos, que garanticen un sólido avance en el bienestar social.

La situación es más que difícil, con una banca extranjerizada con servicios onerosos y créditos a nivel de usura, que las grandes empresas establecidas en nuestro país, tanto las de capital nacional, como las trasnacionales, no utilizan.

El que se le haya metido freno a la ley para eliminar los servicios bancarios abusivos, debe tener una razón de estado, para dejar que continúe la razón de mercado, de no ser así, las consecuencias serían desastrosas para los mexicanos, nos sumaríamos a la gran marcha del hambre, estamos a poco de ello.

Es evidente que el sector bancario comercial que opera y aprovecha nuestra economía, ha sido el gran ganador, tan solo en el primer trimestre del 2018 su ganancias sumaron 37 mil 834 millones de pesos, 7.5% superior al mismo período de 2017, y como no, si tiene una capitalización del 15.6% mientras que el standard mínimo internacional es de 10.5%.

El negocio de la mega banca trasnacional es controlar el mercado, tan solo 3 bancos concentran el 50% del mercado financiero, por eso se oponen a la Ley Fintec que da lugar a otros participantes como las cajas de ahorro, y las crowfunding que operan tecnológicamente. Cabe mencionar que el índice de concentración de activos bancarios en México es mayor que en Argentina, EU, China y Colombia, es una aberración de mercado

La educación, la ciencia y la tecnología, en paralelo con las humanidades, constituyen el mapa de ruta para la economía nacional, el rezago tecnológico de Latinoamérica  que impacta en los niveles de bienestar social, es la baja inversión en I+D pues apenas llega en promedio al 0.4%, mientras que la OCDE registra el 2.3%. México en 0.5%

La transición de la pobreza  a la riqueza, significó para Finlandia un pacto con la Educación y el Desarrollo Científico-Tecnológico, para ello destinó el 5.8% y el 3.7% de su PIB, tanto en educación como en I+D respectivamente, durante el periodo que comprende de 1970 a 2014.

Mientras que las naciones que quieren iniciar y/o consolidad su desarrollo están diseñando estrategias para hacer de la Inteligencia Artificial la columna de su competitividad, nosotros damos concesiones. Alguna razón de estado debe de haber, sino sería, ese sí un gran desacierto. ¿no lo cree usted?

Comenta:

Comentarios

Categorías: Artículo OTecH

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *