Aunque Libra, la criptomoneda anunciada por Facebook a mediados de junio pasado, se encuentra en una etapa muy inicial de su desarrollo, con la regulación mexicana actual tal y como está, sí podría operar en México, de acuerdo con Rocío Robles, directora de Supervisión de Instituciones de tecnología financiera y modelos novedosos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

“Lo que tenemos entendido con esta criptomoneda que va a sacar Facebook es que apenas está en procesos muy iniciales. Apenas sacaron el primer whitepaper de lo que seria, pero todavía falta que se desarrolle”, dijo Robles en entrevista con El Economista en el marco del Blockchain Summit Latam, un evento para promover el uso de la tecnología blockchain en Mexico y America Latina.

Según la funcionaria, la ley fintech mantiene desreguladas las actividades que comprenden la emisión, el intercambio y el uso de activos virtuales, categoría que abarca a las llamadas criptomonedas. Por esta razón, cualquier persona física o moral puede llevar a cabo estas actividades, a excepción de las entidades financieras reguladas, como los bancos y las Instituciones de Tecnología Financiera (Fintech) a las que el Banco de México, el regulador en esta materia, restringió el uso de activos virtuales a operaciones internas, siempre que éstas no transfieran riesgos al público.

En este contexto, aseguró, “Libra podría surgir en México hoy con la regulación como está”, aunque matizó que, debido al uso masivo que tendría esta criptomoneda, dado el número de usuarios con los que cuenta Facebook, “podría darse el caso en el que el Banco de México cambie su postura y entonces se meta a regular o a poner un tipo de control”.

“Al ser Libra un proyecto tan incipiente, todavía no podemos determinar si existe un riesgo o no. Las autoridades no regulan por regular, sino que lo hacen porque existe un riesgo para el público, para el sistema de pagos o para la estabilidad del sistema financiero y si alguno de estos riesgos se detecta entonces analizará qué medidas se ponen para mitigarlos”, dijo.

El anuncio de Facebook, según el cual lanzaría en 2020 una criptomoneda llamada Libra que estaría respaldada por alrededor de 27 empresas, como Visa, Mastercard Uber y Spotify, ha causado diversas reacciones por parte de los reguladores y los bancos centrales de diferentes países en el mundo, a tal grado que el Comité de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes de Estados Unidos solicitó a Facebook suspender el desarrollo de Libra en tanto no se discuta el tema en el Congreso de ese país. En México, el banco central también fijó una postura respecto de Libra al referir que debe analizar a profundidad el anuncio hecho por Facebook.

Argumentos de Banxico están sesgados

En la presentación del estudio Ecosistema Blockchain Latinoamericano, elaborado por Blockchain Summit Latam, la Alianza Blockchain Iberoamérica y América Economía, Carlos Valderrama, socio del despacho Legal Paradox, especializado en la regulación fintech, aseguró que si bien durante la elaboración de la ley fintech, los reguladores estuvieron abiertos a escuchar a la industria, los argumentos del Banco de México para limitar la operación de activos virtuales para los bancos y las fintech están sesgados.

“Desde Legal Paradox presentamos un análisis detallado de por que cada uno de los argumentos implementados por nuestro banco central estaban de alguna manera sesgados. Desde cómo funciona la tecnología, cuáles son los retos, cuáles son los verdaderos riesgos y como desde la misma tecnología se pueden contener y mitigar estos riesgos”, dijo.

De acuerdo con Valderrama, el argumento mas importante alrededor de los riesgos que suponen los activos virtuales es que pueden ser usados para cometer el delito de lavado de dinero. El abogado explicó que el blockchain, la tecnología que subyace a los criptoactivos es una tecnología, por lo que no tiene un grado de bondad o maldad intrínseco.

“A diferencia del peso, que cuando haces una transferencia no deja ningún rastro, con algunos protocolos, como lo es bitcoin, tu si puedes tener en tiempo real desde que cuenta y hacia que cuenta se fue ese dinero, por lo que puedes tener una trazabilidad perfecta”, dijo y agregó que existen otros protocolos que permiten introducir en la misma tecnología medidas de prevención de lavado de dinero.

“Nos estamos dando cuenta de que justo para eso existe la regulación prudencial y en ese contexto, una vez que se identifica cuales son los riesgos y cómo los queremos contener, podemos dotar de certeza y de un marco jurídico adecuado para que exista un correcto balance con la innovación”, remató.

(Con información de Edgar Juárez)

Fuente: El Economista

Comenta:

Comentarios


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *