Atrapado entre la ‘apocalíptica’ situación provocada por el cierre masivo de establecimientos y la salida esperanzadora que ofrece el ecommerce, el retail se encuentra en un punto de inflexión en el que, pese a todo, puede presumir de cierto grado de buena salud. Así lo señala un estudio confeccionado por Kantar y WPP que ha visto la luz esta semana y que especifica que el valor de marca conjunto de las 75 principales firmas del sector se alza, a día de hoy, hasta unos impresionantes 1,4 billones de dólares, 339.000 millones más que hace apenas doce meses.

El documento, que analiza compañías dedicadas al textil, la venta al por menor, el lujo y la comida rápida de todo el mundo, no duda a la hora de elegir qué empresa ha de ocupar el primer puesto del ranking: el todopoderoso Amazon, valorado en 315.500 millones de dólares -lo que supone un 23% del total y casi el doble del dato que se anotó el año pasado-. En la consecución de esta medalla de oro ha jugado un papel fundamental su capacidad para emplear los últimos avances tecnológicos (inteligencia artificial, big data, etc.) para encontrar “fórmulas que buscan mejorar la experiencia de compra del cliente”, según especifican los autores del texto.

Cierran el podio el coloso chino del comercio electrónico Alibaba (valorado en 131.250 millones de dólares, un 48% más que en 2018) y el gigante del fast foodMcDonald’s (130.370 millones). El ‘top 10’ lo completan, en orden descendente, Home Depot (53.500), Nike (47.360), Louis Vuitton (47.215), Starbucks (45.890), Chanel (37.006), Walmart (36.800) y Hermés (30.970).

Zara, en el duodécimo lugar, es la única representante española que aparece en la clasificación de este año. Su valoración ha caído un 10% respecto al pasado ejercicio y se sitúa actualmente en los 22.581 millones de dólares. El informe recalca que el descenso experimentado por la reina del textil patrio se debe a que los compradores son cada vez más conscientes del coste medioambiental que lleva aparejada la llamada ‘moda rápida’ cuando llega la hora de renovar su armario. Esta preocupación ha afectado también a la sueca H&M, que se ha precipitado un 39%, hasta los 6.400 millones de dólares.

Fuente: Expansion 

Comenta:

Comentarios

Categorías: Empresa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *